La invisibilidad del trabajo de las mujeres mayores en el ámbito rural

15 de octubre – Día Internacional de las Mujeres Rurales

Según Naciones Unidas, las mujeres representan algo más del 40% de la mano de obra agrícola en los países de ingresos medianos-bajos y superan el 60% en los países de ingresos bajos. Sin embargo, se enfrentan a una gran discriminación de género y peor calidad de vida que los hombres. Tienen menor acceso a los recursos y la propiedad de la tierra y del ganado, su trabajo es precario y con salarios más bajos o no remunerados y su participación en la toma de decisiones es menor.

¿Qué pasa con las mujeres mayores que viven en el ámbito rural? Existen muy pocos datos, estadísticas e información específica sobre el trabajo que desempeñan las mujeres mayores en el mundo y, especialmente, en el mundo rural. A pesar de que es habitual hablar de las personas mayores como una carga y como parte de la población no productiva, lo cierto es que muchas de las personas mayores siguen contribuyendo al bienestar de la sociedad, de sus comunidades y sus familias.

Fuente: ONU MUJERES

Según un informe que acaba de publicar Age International, «Older Women: the hidden workforce» (Mujeres mayores: la mano de obra invisible), en los países de ingresos medianos y bajos, donde el trabajo de las comunidades rurales es esencial, una de cada siete mujeres mayores de 65 años formaba parte de la población activa antes de la pandemia. En África subsahariana, esta cifra era especialmente alta: dos de cada cinco mujeres mayores. Muchas de estas mujeres trabajan en comunidades rurales. Además, tal y como el informe indica, debido a que las encuestas sobre población activa no siempre incluyen el trabajo de las personas mayores, se trata, seguramente, de una subestimación.

Este informe presenta entrevistas en profundidad con mujeres mayores y sus comunidades rurales en Malawi y Etiopía, y pone de manifiesto las múltiples barreras a las que se enfrentan muchas de ellas a la hora de acceder a sus derechos, como el trabajo decente y la seguridad de los ingresos, debido a la discriminación por razón de edad, el sexismo y las estructuras de poder en sus comunidades locales y en la sociedad en general. Las mujeres mayores cuidan de sus nietos y nietas, cultivan alimentos para el consumo familiar, trabajan en proyectos comunitarios y ganan dinero, generalmente en trabajos informales precarios para mantenerse a sí mismas y a sus familias.

En este Día Internacional de las Mujeres Rurales, bajo el tema «Las mujeres rurales cultivan alimentos de calidad para todas las personas«, queremos visibilizar el trabajo y la enorme contribución para toda la sociedad de las mujeres rurales de todas las edades (muchas de ellas, como parte de la economía informal y cuidadoras en el ámbito doméstico) y reivindicamos la puesta en marcha de las medidas necesarias para que puedan disfrutar plenamente de sus derechos.

Más información:

Comparte

Colabora con HelpAge

Solo con una pequeña ayuda, el conocimiento, la experiencia y el liderazgo de las personas mayores puede marcar una gran diferencia para sus propias vidas y las de sus familias y comunidades.

Otros usuarios también leyeron

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete para recibir nuestro boletín y las noticias de HelpAge International España.